Press "Enter" to skip to content

Resuelve ayuntamiento más del 60% de laudos heredados

En beneficio de las arcas municipales

  • El Síndico Jorge Quintero señaló que en 2015 se recibieron 512 procesos de otras administraciones, por lo que se establecieron acuerdos de pago y se generaron ahorros para el municipio

Como nunca antes, el gobierno municipal que preside Arturo Dávalos Peña, ha atendido de manera puntual los juicios laborales o laudos que desde hace varias administraciones existen hacia el Ayuntamiento de Puerto Vallarta, generando ahorros y evitando fuertes afectaciones económicas a las arcas municipales, al cumplir los procesos marcados por la ley y llegar a acuerdos con los extrabajadores.

El síndico municipal, Jorge Quintero Alvarado, señaló al respecto que desde el inicio de la primera administración de Dávalos Peña, se trabaja para dar solución a los 512 procesos que fueron heredados por gobiernos pasados, algunos desde 1997, por lo que se comenzó a negociar con los exservidores públicos implicados para lograr convenios de pago, algunos de ellos ratificados ante la Junta de Conciliación, y otros más ante el Tribunal, que evitan que se sigan generando salarios caídos y otras percepciones que de continuar incrementándose, dañarían gravemente los recursos públicos del municipio.

Detalló que hasta el momento se han resuelto más del 60 por ciento de los poco más de 500 laudos que se tenían hace 5 años, los cuáles representaban una planilla de liquidación total de 130 millones de pesos, y que gracias a las negociaciones, se logró un ahorro de cerca de 26 millones de pesos.

El síndico indicó que todos los acuerdos alcanzados son muy importantes, pues se establecen esquemas de pago con lo que se pueda cumplir y no se afecten los servicios públicos que se brindan a los vallartenses o la realización de obras, y a la vez, se evitan otro tipo de procesos tanto administrativos como jurídicos. “No podemos dejar al municipio sin servicios públicos, sin luminarias; no podemos utilizar recursos de otras partidas para pagar, pero hemos negociado y aquí el tema es darle solución”.

Jorge Quintero Alvarado precisó además que para evitar que el actual ayuntamiento pueda heredar laudos nuevos a futuros gobiernos, se vigila que en cada proceso de baja de un trabajador, se cumpla con los dispuesto por la Ley y se le indemnice constitucionalmente, además de respetar los derechos de los servidores públicos, para lo cual se reformaron los reglamentos municipales y se conformó un Órgano de Control Disciplinario en Materia Laboral.

“Así el director que vea que alguno de sus empleados empiece a faltar en sus obligaciones, puede presentar actas administrativas, iniciársele un procedimiento en el órgano de Control Disciplinario en Materia Laboral aquí en la Sindicatura, en el que se define si el trabajador incumplió o no su labor, o si el trabajador se le da la oportunidad de poderse defender y de poder decir estás son mis pruebas, y al final se toma una decisión y esta puede recaer en suspensiones, en la separación del cargo por supuesto; y esto nos ha ayudado mucho a que estas administraciones, a partir del 2015, tengamos muchos menos laudos, tengamos muchos menos asuntos, porque se hace el procedimiento como debe de ser”, explicó

Con esto -dijo-, se busca no dejarle esta responsabilidad a las nuevas administraciones que vienen, “ese es el mensaje que nos ha dado Arturo Dávalos siempre”, por ello se pone especial atención a todos estos temas.

Be First to Comment

Deja un comentario