Press "Enter" to skip to content

Fría recepción a AMLO en Puerto Vallarta

  • Alrededor de un ciento de personas fueron a recibir a AMLO… Los vio de lejecitos porque desde la mañanera les dijo que no fueran… Y que, si iban, es porque alguien los mandaría… A fortalecer los changarritos vallartenses… Las grandes tiendas, buitres que se aprovechan de la contingencia… Oficialmente solo hay cuatro sospechosos de Coronavirus en Puerto Vallarta.

FRÍA A RECEPECIÓN A AMLO EN PUERTO VALLARTA

En tránsito a Bahía de Banderas, ayer estuvo en Puerto Vallarta, el presidente de México Andrés Manuel López Obrador. Pero a diferencia de otras ocasiones en que el entusiasmo se desbordó, la recepción en el aeropuerto, fue fría y distante. Tan fría que fueron solamente alrededor de cien personas, muchas de ellas provenientes de Nayarit. Tan distante que se instalaron barreras para que nadie se le acerca. El dispositivo fue muy efectivo ya que AMLO no duro ni cinco minutos en salir el aeropuerto para abordar la unidad en que sería transportado. Nadie se le acercó, pero si hubo gritos de bienvenida como el de una damita que le dijo “bienvenido a Puerto Vallarta”, otro de Bahía de Banderas, le gritó que era de Bahía de Banderas y que eran alrededor de 60 familias las que necesitaban de él.

¿FUERON ACARREADOS?

AMLO ya lo había advertido en la mañanera de ayer mismo: que no fueran al aeropuerto de Puerto Vallarta a recibirle pues ya estaba en su agenda no saludar de mano, ni abrazar, ni besar a los que se arriman a su paso. Y en la misma mañanera afirmó que si iban a recibirle, es porque alguien los iba a mandar. Por eso la pregunta: ¿los que asistieron al aeropuerto fueron acarreados para hacer quedar mal al Presidente?

El cambio de AMLO es evidente, dos semanas atrás había ido a una gira por el sureste, en donde a su arribo a los mítines se dejó abrazar, besar y tocar, a pesar de las advertencias de su secretario de Salud al pueblo mexicano de no hacerlo. Fiel a su estilo el Presidente mandó a volar las recomendaciones. Sin embargo algo cambió, fue precisamente en Puerto Vallarta, en donde cambió la historia: ya no más saludos de mano, tampoco abrazos, menos besos y todas estas muestras de simpatía que desata López Obrador a donde se para.

Ahora bien, muchos de los que fueron al aeropuerto no eran de Puerto Vallara, provenían de Bahía de Banderas, por lo que, en el nivel local, no se puede decir que los mandaron del grupo de fulano o zutano, tampoco que los mandaron de otros partidos como lo dio a entender entre líneas el Presidente, en la mañanera

ES HORA DE FORTALECER LA ECONOMÍA DE LOS COMERCIANTES VALLARTENSES

La queja es continua, los grandes supermercados están sacando lo peor de ellas, “chupando la sangre” a la de por sí, mermada economía de los vallartenses. ¿Cómo va a ser posible que se encuentren los precios de los productos de la llamada canasta básica, más caros que en las tienditas del barrio? De un día para otro suben los precios,y no un peso ni dos, muchos, y lo peor es que quedan ya para siempre. ¿O cuándo ha visto usted que bajen los precios una vez que los suben? En las mismas andan los grandes distribuidores como por ejemplo los huevos. Ayer en la mañana en una de las tienditas de la colonia Versalles, amaneció el kilo de huevo a 38 pesos, pero después de que llegó el repartidor les aumentó de precio, y en tiendita no tuvieron otra que subir en cuatro pesos el kilo y lo venden ahora en 42 pesos, cuando días atrás y antes de la contingencia no rebasaba los 35 pesos. Las amas de casa están sorprendidas de cómo aumentan los precios de un día para otros, y de cómo crece sin control. La Procuraduría Federal del Consumidor, PROFECO, está siendo rebasada, esta como los barcos cuando se hunden, haciendo agua por todos lados, y prácticamente es un espectador más en esta alza de precios de los comerciantes abusivos de las grandes empresas.

Es por eso que se deben de fortalecer los comercios y tienditas del barrio. Ahí podrá usted ir sin el miedo a ser contagiado con el Coronavirus, como cuando va a las grandes cadenas de tiendas en donde siguen viéndose aglomeraciones y a la mentada “Susana Distancia” no le hacen caso, ni tampoco a tal “susababich”. Broma aparte, la subida de los precios es un clamor general de la ciudadanía, si de por sí con la entrada del año subieron mucho los precios, hoy el golpe a los bolsillos de los padres de familia es muy fuerte. Y todo indica que esto apenas comienza, la amenaza no es solo por el peligro de contagio, también el que los precios suban tanto que no haya poder económico que los compre que repercutirá directamente en el bolsillo de las familias.

Platicando con un padre de familia, ahí en ese mismo “changarro” del barrio, entre taciturno y preocupado, me comentó que la situación se ha vuelto un enredo, que ya no haya a cuál creerle, sobre la situación del Coronavirus. “Unos dicen una cosa y otros otra”.  Preocupado por su familia y por el problema económico que se le viene, según lo dijo, desde que amanece su preocupación no es otra, y que no tiene otro recurso que orar para que la salud de su familia se conserve y que les ajuste el dinero que tienen ahorrado porque fue de los que perdieron su empleo –en un restaurante—por el cierre de los negocios.  Si usted compra en el comercio de su barrio ayuda a la economía local, y corre menos riesgo su salud, que andar en las concentraciones de los grandes supermercados .

 OFICIALMENTE SOLO CUATRO SOSPECHOSOS DE COVID-19 EN PUERTO VALLARTA

Y después de señalar que son cerca 15 los sospechosos de Coronavirus en Puerto Vallarta, por la Secretaría de Salud Federal, se conocieron otros datos dados a conocer ayer por el Secretario de Salud de Jalisco, Fernando Petersen, cifras que no son coincidentes con las federales: oficialmente en Jalisco son cuatro sospechosos del Coronavirus. Esto es una buena noticia, aunque para la mayoría de los vallartenses, es una incógnita cómo andamos en casos de sospechosos, de enfermos y hasta en posibles muertes.

Y es que hasta hoy la gran mayoría de casos sospechosos del Covid-19 asentados oficialmente en Jalisco, tienen su registro en Gudalajara. En ese juego de desinformación, Puerto Vallarta permanece en ascuas. Es difícil de creer que la Secretaría de Salud Jalisco, no tenga conocimiento de la situación que priva en Puerto Vallarta, en donde la economía es una de las mayores preocupaciones.  

Be First to Comment

Deja un comentario