Francisco Hernández Ramos “Chuletas” se declara Mochilista

 

  • Confirmó que salió del PRI y ya está con El Mochilas… Ya tiempo estaba con un pie en el estribo… A Puerto Vallarta le espera en el 2018, una fiebre de candidatos independientes.

Por José Rubén Gómez Bernal

Se atrevió y dio el salto. El “Chuletas”, Francisco Hernández Ramos, que fuera director de Tránsito Municipal en la administración municipal de Gustavo González Villaseñor, dejó al PRI y se declara “mochilista”. Y lo dice sin ningún rubor, bueno, hasta manifiesta que el ladrón de Ayutla “es muy simpático”. “Chuletas” no suelta prenda, pero se conoce que algo lo obligó a salir del PRI y refugiarse en los brazos de Movimiento Ciudadano, como antes lo hizo también otro connotado tricolor el profesor Roberto “Milagroso” Palomera Preciado. Cada uno escogió la ruta que mejor le convino luego de abandonar el partido en el que militaron por muchos años, y del que disfrutaron privilegios y estar bajo nómina.

Así “El Milagroso” Palomera se ungió del grupo del alcalde vallartense Arturo Dávalos Peña, en donde ha tenido un notable desempeño como funcionario público. Desde el mes de julio del año pasado se sumó a Movimiento Ciudadano, tras de que fue echado —esa es la palabra—de la DERSE, en donde las formas fueron al más puro estilo de aquel priismo caduco y rancio que tanto demérito le ha causado al partido, aún entre los mismos militantes.

Gustavo González Villaseñor utilizó toda su fuerza en las altas esferas del Gobierno de Jalisco, para que se ordenara el cese fulminante del “Milagroso” y entrara como titular de la DERSE su hija Teresita González Córdoba, un movimiento que vino a zanjar todavía más la inconformidad de un sector del priismo.

“El Milagroso” hombre querido y respetado en un sector del magisterio, el día de su salida llegó a las oficinas regionales de la Secretaría de Educación y tranquilamente se puso a preparar los trabajos de ese día, el principal la entrega en los patios de las oficinas, de computadoras, pero sin previo aviso llegaron los emisarios y literalmente lo corrieron a puntapiés. Roberto recibió desagravios y muestras de solidaridad de mucha gente, especialmente del sector educativo. Pero palo dado nadie lo quita, y así con el apoyo de líderes magisteriales y de una amplia red de talpenses radicados en la ciudad, no tuvo problemas para ser recibido con los brazos abiertos por MC, y concretamente por el grupo de Arturo Dávalos, inclusive el mismo Alfaro le dio la bienvenida. Lo demás ya es historia.

CHULETAS CON UN PIE EN EL ESTRIBO

En el Caso Chuletas, su salida del partido no tiene una explicación pública hasta hoy, lo que sí es evidente que se encuentra feliz al lado del Mochilas, en donde dice que ha encontrado apertura y un trato de amigos. El Chuletas ya tiempo que tenía un pie en el estribo para salir del PRI.  Decía que no le daban jugada, que no lo tomaban en cuenta, y al parecer eso le pavimento el camino rumbo a la sede del Mochilas, en donde dijo que está muy contento y espera desarrollarse más en la política.

PEDRO KUMAMOTO Y LA FIEBRE DE INDEPENDIENTES EN EL 2018 EN PUERTO VALLARTA

Pedro Kumamoto, primer diputado independiente de Jalisco, sabe decir las cosas como son: asegura que la calentura por las candidaturas independientes serán una fiebre en el 2018. Y tiene razón, habrá más políticos colgándose el San Benito de “independientes” cuando la mayoría han emergido de partidos políticos y ya en el poder han mostrado que son viles vividores que en campaña dicen una cosa y en el ejercicio de gobierno se olvidan de todo. Asegura Kumamoto con toda razón, que las candidaturas independientes como se ha demostrado no significan que van a hacer un mejor papel en el ejercicio de gobierno, ejemplo el gobernador de Nuevo León El Bronco, que resultó un petardo y que según las encuestas, la ciudadanía lo reprobó, dándole un 5.5 a su desempeño. Lo peor fíjese bien, el 72 por ciento manifestó que, si El Bronco pide licencia para buscar la presidencia el país, ya no regrese, lo que refleja su bajísimo índice de aceptación del gobernador de Nuevo León.

El diputado Kumamoto asevera que tampoco por el hecho de ser independientes van a tener más cercanía con sus representados, con esta aseveración a más de alguno le están zumbando los oídos, pues una cosa es que lleguen a los puestos de elección popular y otra que de verdad sean como Kumamoto; inteligentes, trabajadores, honestos, y no tomen las nóminas como botín para repartirlo entre familiares y amigos.

Kumamoto es un extraño caso de candidato y diputado independiente que honra a quienes votaron por él y lo llevaron a la diputación ahora anuncia su lanzamiento como candidato a senador independiente, para que lo que necesita de reunir 115 mil 442 firmas, que representan 2 por ciento de la lista nominal de electores en el estado, ¿y saben qué? Lo va a lograr.

Así que Puerto Vallarta debe de estar preparado para una ola de candidatos independientes en el 2018, ahora resulta que todos son unas blancas palomitas, que buscan el bien de Puerto Vallarta, que son hermanitas de la caridad. Lo real es que solo uno o dos de la marabunta que se mencionan, tienen posibilidades, lo demás son nacidos para perder, y si no al tiempo.

LA ULTIMA Y NOS VAMOS

CARROÑEROS. – Contrastando con la solidaridad que han mostrado los mexicanos con los damnificados por los sismos en nuestra ciudad han aparecido tipos carroñeros abusivos que andan en las colonias del puerro pidiendo dinero con el cuento que vienen de Oaxaca o de Chiapas, cuando es evidente que no vienen de allá, sino que viven en la ciudad y andan de carroñeros aprovechándose de la bondad de la gente. Algunos de eso tipos son tan abusivos que tocan puertas a media noche cuando la gente ya está dormida, poniendo su cara de angustia, haciendo muy bien su papel.

Algunas personas les creen, otras les preguntan cómo llegaron tan rápido a Vallarta y de qué parte son, o de qué poblados vienen, es ahí que responden con mentiras, nombrando poblados a tanteo, pues su forma de hablar no corresponde a la de aquellos rumbos.

También han aparecido los “boteros”, personas que piden dinero con botes en la mano para los damnificados de los terremotos, y lo clásico, traen colgada una identificación con algún nombre fantasma de organizaciones patitos, que por lo general no son de Puerto Vallarta.

 

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: