Es cierto, finalmente las obras son de los vallartenses

 

  • Las obras no tienen patente, son del pueblo de Puerto Vallarta… Dávalos Peña un gobernante respetuoso que no se adjudica obras estatales ni federales… Jaime Aguilar Mejía, nuevo secretario general del Sindicato de Permisionarios

Por José Rubén Gómez Bernal

El Mochilas, ladino y maquiavélico, al ser el presidente municipal de Puerto Vallarta que menos obra hizo, buscó la forma de adjudicarse las obras que construyó el Gobierno del Estado en la ciudad, para presumir algo que no le costó un solo peso al municipio. Dos ejemplos de ello, la Avenida Pirulí, en donde inclusive tuvo un roce con Andrés González Palomera, y la otra la avenida Prisciliano Sánchez. En ambos casos ladinamente se adjudicó esas obras e inclusive en el caso de la Avenida Pirulí, llegó como las grandes estrellas de rock, acompañado de una corte celestial de funcionarios y lambiscones bastante grande, y un montón de playeros algunos muy agresivos, apoyándolo. Las patrullas de la policía no se daban abasto acarreando a gente, sobre todo mujeres que en cuando llegaron comenzaron a corear el grito de “Ramón, Ramón”.

Pero esa es una historia que pronto les comentaré, porque algunos periodistas hasta se dieron el lujo de dar santo y seña falsos de lo que ahí no ocurrió, cuando no estuvo ninguno, fui el único testigo de este escarceo Mochilas- Andrés, en donde por cierto González Palomera se condujo apropiadamente, mientras El Mochilas, por aquellos tiempos insuflado y prepotente asemejaba ni más ni menos al locadio presidente gringo Donald Trump, con desplantes de tirano.

HAN CAMBIADO LOS TIEMPOS

Afortunadamente los tiempos han cambiado y las formas de gobernar de Arturo Dávalos Peña, son todo lo contrario al populismo ramplón de su antecesor. Lo que menos ha mostrado son agandalles en obras que no le corresponden al municipio. No se le ha visto presumiendo algo que no haya sido obra municipal, que por cierto es bastante y con apenas un año de gobierno, ha hecho grandes obras de infraestructura urbana, tres veces más que lo que realizó el Gobierno Municipal pasado.

He buscado en la prensa indicios en donde Dávalos Peña se adjudique obras que no fueron del ayuntamiento, y no he encontrado una sola declaración en ese sentido.

El tema viene a colación porque ayer leí una declaración del alcalde vallartense muy interesante en relación a lo anterior: “Las obras de infraestructura que se construyen en Puerto Vallarta, sin importar si son recursos federales, estatales o municipales, finalmente son obra de todos los vallartenses, y eso es lo importante”

Arturo fue lo bastante explícito en ese párrafo para dejar en claro que no es su estilo apropiarse de las obras que ejecutan otros gobiernos, sino de reconocer que vengan de donde vengan, son de beneficio para la ciudadanía.

A más aseveró en entrevista con Salvador Bermúdez Navarro, que hay coordinación del municipio con la federación y el estado y se trabaja en equipo para que más obras y beneficios lleguen a las familias del municipio.

Especificó que su gobierno está trabajando de forma conjunta, para la gestión de los apoyos y recursos ante el gobierno estatal y federal, “y a través de los diferentes programas hemos logrado concretar importantes beneficios para Puerto Vallarta, independientemente de lo que estamos haciendo nosotros como municipio con recursos propios”

JAIME AGUILAR MEJÍA NUEVO DIRIGENTE DEL SINDICATO DE CHOFERES

Ayer por la tarde en el Salón “Carlos Peña Arce” de El Pitillal, se efectuó la elección de dirigencia del Sindicato de Choferes en la que contendieron dos planillas, elección con voto depositado en urnas. Jaime Aguilar Mejía encabezó la Planilla Amarilla, por la Planilla Naranja Héctor Martín Flores López. La Planilla Amarilla tuvo 225 votos por 241 de la Planilla Naranja. El próximo lunes gráficas del proceso electoral y la información, estuvieron representantes de la CTM de Puerto Vallarta, dando fe de la votación.

DEL ESTRIBO

EL EJEMPLO. – La ciudad de México siempre marca las pautas en cuanto a transparencia y rendición de cuentas, con sus excepciones –como Marcelo Ebrard—funcionario o autoridad que la hace la paga. Allá no hay el ¡huy! A que son tan proclives las autoridades de otras partes, en las que según es el sapo es la pedrada es decir que, si una persona se roba un mendrugo de pan, va a parar a la cárcel y los jueces, en su mayoría también corruptos, los confinan en la cárcel. Ha, pero no se trate de un político de altos vuelos, porque hasta perdón le piden.

Y no vayamos muy lejos, en Puerto Vallarta –con sus excepciones desde luego– hemos tenido una clase política ladrona que entraron con una mano atrás y hoy por más que algunos traten de ocultarlo, se les nota. En cambio, hay otros son tan cínicos que hasta demuestran que “les fue bien” invierten a la vista de todos en negocios millonarios, ya ni siquiera buscan taparle el ojo al macho.

Uno de los pasos trascendentales para meter a la cárcel a esos gobernantes y políticos corruptos, lo dio la Asamblea Constituyente de la Ciudad de México, al eliminar el fuero de los servidores públicos de la capital del país, es decir que si comete algún delito será juzgado como cualquier mortal. Qué maravilla que fuera igual en Jalisco en donde abundan los ex gobernantes corruptos disfrazados desde “izquierdistas progresivos”, hasta los “derechistas impolutos”, han amasado fortunas bajo la impunidad. Creo que está lejos –mientras la sociedad no presiones y mande por un tubo a los políticos ladrones—el día en que veamos que los gobernantes hacen su trabajo por el sueldo y no se dediquen a saquear las arcas.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: