Después de la ratificación de mandato no hay duda, es Arturo

 

  • Arturo Dávalos Peña el mejor perfil de MC… La ratificación de mandato y su informe despejan toda duda… El ladrón de Ayutla, una ofensa para los vallartenses… Adiós a un grande de la charrería vallartense El Prieto Ibarría… El regidor Armando Soltero, dio gran parte de su vida a la educación vallartense.

Por José Rubén Gómez Bernal

El pasado proceso de ratificación de Arturo Dávalos con un alto grado de reconocimiento a su trabajo y de su informe de gobierno detallando el progreso sostenido del municipio, dejó un claro mensaje no solo para los vallartenses, principalmente para quienes lideran a el Partido Movimiento Ciudadano: Arturo Dávalos Peña es por definición ciudadana el mejor político con que cuenta MC, para el 2018. Hablar de un perfil diferente es jugar contra la lógica. Esto debe entenderlo muy bien Enrique Alfaro que junto con Dante Delgado, líder nacional de MC habrán de definir con quien juegan por la presidencia municipal de Puerto Vallarta.

Seguramente a estas alturas los expedientes ya estarán sobre la mesa de las discusiones. Puerto Vallarta es una de las joyas que posee MC, y en un análisis objetivo, el nombre de Arturo Dávalos Peña gravitará positivamente y con mucho, por sobre el de Ramón Demetrio Guerrero Martínez El Mochilas, el ladrón de Ayutla cuya capacidad histriónica es tal, que es capaz de contarles cuentos chinos a Dante y a Alfaro, y decirle que es la estrella de MC en Puerto Vallarta.

Los expedientes que constan en las dirigencia de MC, si son extracto de la verdad, serán diametralmente opuestos, el de Ramón Demetrio hablarán de una época del Gobierno Municipal calificada como el trienio más corrupto en la historia de Puerto Vallarta, una época en la que la ilegalidad campeó impunemente, y en la que los únicos facultados para poner orden, los regidores, lamentablemente se coludieron con Mochilas, y se hicieron cómplices de la ilegalidad y los latrocinios cometidos en contra de Puerto Vallarta y su Patrimonio, prefirieron llenarse los bolsillos de dinero que defender a su pueblo, por eso les llaman los regidores vende patrias.

El único regidor verdaderamente opositor fue El Quemadito Humberto Muñoz Vargas, pero fue aplastado por los regidores testaferros del Mochilas, cuya abyección es tal que hoy son los mejores promotores del regreso del ladrón de Ayutla.

Si esos expedientes dicen la verdad hablaran del desastroso paso del diputado local con una pobre obra pública, en donde no se tiene una sola obra de beneficio social construida en el trienio de la ilegalidad y la corrupción. Esos expedientes. Mínimo, deben de hablar de la estafa de un sistema de riego inservible que costó 11 millones de pesos, o de alquiler de patrullas a costos millonarios, que a la postre salieron más caras que si se hubieran comprado, o de como dejó Mochilas a Puerto Vallarta inundado de basura, por su incapacidad para resolver el problema. Hablaría su expediente de tanto negocio turbio que convirtió a Mochilas y sus regidores testaferros, en nuevos millonarios. Y también si esos expedientes dicen verdad, hablarían de la peor estafa cometida al patrimonio vallartense con la venta de sus terrenos y edificios.

Es tal el cinismo del Mochilas, que perversamente hace correr la versión de que Arturo Dávalos es quien “entregó” el terreno que ocupaba el Rastro Municipal, pero no dice que él lo vendió a precio de ganga y que si no lo entrega Arturo tendría el ayuntamiento problemas legales.

Mochilas es sumamente hábil, tiene una mente muy maquiavélica, está con la mira puesta otra vez en la Presidencia Municipal, se fue sin dar cuentas de lo que vendió, en cuánto y a quienes, con una impunidad tal que en vez de estar en la cárcel él y sus regidores testaferros, andan alocados queriendo regresar al jacalón de la calle Independencia, fábrica de nuevos millonarios.

El expediente de Arturo le dirá a Alfaro y a Dante que Dávalos con un esfuerzo titánico en dos años ha logrado superar muchas de las crisis administrativas que dejó Mochilas, principalmente la de la basura y la de Seguridad Pública en donde las patrullas alquiladas quedaron convertidas en chatarra en el taller municipal, hoy las patrullas están vigilando por toda la ciudad.

Hablará también el expediente que el Cepi Dávalos, de una reconciliación del gobierno municipal con la sociedad, con los vallartenses, habida cuenta que los aplaudidores que quedan del Mochilas son los que de alguna forma están pegados a la ubre municipal y están agazapados, por un lado le echan loas a Arturo y por el otro le lamen los botines al Mochilas.

DOS SENSIBLES FALLECIMIENTOS EL PRIETO IBARRIA Y EL REGIDOR ARMANDO SOLTERO

El Prieto Ibarría fue un personaje mítico, de esos hombres que dejan recuerdos perennes por su galanura, hombre de bien y de esa estirpe de su padre don Miguel que los llevó de la mano al deporte más mexicano, la charrería de la que son los pioneros en Puerto Vallarta.

El Prieto es una de las leyendas del medio Charro, su aportación al impulso ese deporte junto con sus familiares fue definitivo para que nuestra ciudad se convirtiera en una potencia nacional. Desde luego podríamos hablar todo el día de El Prieto Ibarría, su obra, sus aportaciones, pero el espacio no ajustaría. Se fue, así como se han ido, muchos de los forjadores de nuestro querido Puerto Vallarta. En paz descanse.

Sorpresiva la muerte del regidor del ayuntamiento de Puerto Vallarta, Armando Soltero, su muerte causó gran impacto en los medios políticos del puerto.

Fue a causa de un infarto al corazón el fallecimiento, del que fuera el primer rector del Centro Universitario de la Costa y director de lo que fue el amor de sus amores, la Preparatoria Regional, Ignacio Jacobeo Magaña.

“Un gran hombre y un gran amigo que aportó mucho a lo que es el municipio de Puerto Vallarta, lamentamos y sentimos su partida” declaró el alcalde vallartense Arturo Dávalos Peña. El martes, luego de su velatorio y de recibir los homenajes correspondientes, el cuerpo del edil del Verde Ecologista fue trasladado a su natal Guadalajara, en donde será sepultado. En paz descanse.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: